sábado, 11 de marzo de 2017

Tarta de Ferrero Rocher - Rosa Brime

Receta
Para la base:
galletas digestive
85 gr de mantequilla
2 cucharadas de crocante de almendra
1 cucharada de cacao en polvo sin azúcar
Para la mousse:
500 ml de nata
250 gr de nutella
125 gr de leche
4 hojas de gelatina
2 claras de huevo
3 bombones Ferrero Rocher
Para la cobertura:
gr de chocolate foundant
100 gr de mantequilla
10 bombones Ferrero Rocher
almendra crocante
Un chorrito de Baileys
Empezamos preparando la base:
Troceamos las galletas en el vaso de la trituradora y las trituramos hasta convertirlas en polvo. Las pasamos a un bol y mezclamos con el resto de ingredientes de la base, hasta que estén todos bien integrados. Vertemos esta mezcla en el molde en que haremos nuestra tarta Ferrero Rocher, la repartimos y, apretando la masa con la mano, vamos compactando en toda la superficie del molde, insistiendo especialmente en el borde.
Ponemos a hidratar las hojas de gelatina en agua fría.
Montamos la nata hasta que esté bien firme. Para que monte bien es aconsejable que esté bien fría, así que métela unos minutos antes en el congelador. Una vez montada reservamos en el frigo.
Montamos también la claras a punto de nieve. En este caso montan mejor a temperatura ambiente y añadiendo una pizca de sal. Reservamos también en el frigo.
En un cazo ponemos a calentar la leche y, justo al romper a hervir, retiramos del fuego y añadimos las láminas de gelatina bien escurridas. Movemos bien hasta que estén integradas.
Trituramos tres bombones Ferrero.
Vamos ahora a mezclar todos los ingredientes de la mousse:
En primer lugar mezclamos la nutella con la leche y los bombones triturados. Vamos añadiendo la nata montada por partes, de dos o tres veces, y movemos con las varillas haciendo movimientos suaves y envolventes para que no se nos baje. Incorporamos ahora las claras y movemos de la misma forma. Cuando esté todo bien integrado pasamos la mousse al molde y metemos al frigorífico a cuajar.
Una vez que la tarta esté bien cuajada sacamos del frigo y preparamos la cobertura:
Calentamos la mantequilla con el chocolate troceado en el microondas hasta que estén fundidos. Hazlo a intervalos cortos de tiempo para que no se queme el chocolate. Movemos con una cuchara hasta que se integren y dejamos entibiar ligeramente. Echamos un chorrito de Baileys y removemos.
Vertemos con cuidado sobre la mousse y repartimos con la ayuda de una espátula hasta cubrir toda la superficie de la tarta. Metemos de nuevo al frigo hasta que endurezca.
Solo nos queda decorar con almendra crocante y repartir los bombones sobre la cobertura. Ya tenemos lista nuestra tarta Ferrero Rocher.